Viaja a Estonia y descubre su capital Tallin

tallin-turismo

La ciudad de Tallin es la capital de Estonia, ubicada a orillas del Golfo de Finlandia. Es un importante enclave turístico de Europa Oriental.

Posee varios atractivos históricos monumentales que se pueden descubrir al visitarla, con un encantador Casco Antiguo que fue declarado Patrimonio de la Humanidad, sorprendentes playas, además de modernos restaurantes y locales de ocio.

Sobre Tallin

Durante el siglo XVI, esta capital europea llegó a ser parte de la Liga Anseática, y uno de los núcleos más poderosos del Báltico ya que todas las rutas comerciales entre las urbes pertenecientes a esta Liga comercial y defensiva, del este de Europa y Rusia pasaban por la capital de Estonia.

Hoy en día, los que atracan en esta ciudad son los cruceros que realizan las rutas por el Báltico, y llevan a los turistas hasta allí, asombrados por su hermosa postal marítima, y con deseos de explora su Casco Histórico.

Que atractivos turísticos ver en Tallin

Entre los lugares turísticos de Tallin, su Centro Histórico es uno de los atractivos imperdibles que se visita. Durante un recorrido por el mismo, se pueden apreciar las fachadas de los edificios históricos, que están construidos a base de piedra caliza, considerada la piedra nacional de país. Y también conserva numerosas construcciones que datan de la época medieval.

El centro neurálgico de la ciudad es la plaza del Ayuntamiento donde destaca la construcción que acoge el consistorio municipal.

La mayoría de los edificios han sido restaurados y abundan las cafeterías, los restaurantes, los hoteles y las tiendas orientadas a los turistas. Al caminar por sus calles adoquinadas, se pueden admirar las casas que datan de fechas tan lejanas como el siglo XI. También vale la pena visitar algunas de las galerías y museos que hay.

La Catedral de Alexander Nevski, es uno de los fastuosos monumentos religiosos para conocer en Tallin. Esta emplazada sobre la colina denominada Trompea, en la Ciudad Vieja. Esta impresionante catedral ortodoxa domina la ciudad con sus cúpulas de color negro. Su construcción fue encargada por el Zar Alejandro III y fue inaugurada en 1900.

Entre sus callejones llenos de historia, el pasaje de Katariina, resulta un hermoso paseo entre arcos de piedra con bazares de artesanía local y bares donde tomar algo tranquilamente.

Otros sitios turísticos que se suman a la oferta de Tallin, es la Torre de la Televisión que esta a pocos kilómetros del Casco Antiguo, y que por su gran altura, constituye un excelente punto panorámico desde donde se puede tener espectaculares vistas.

El Palacio Kadriorg junto a sus bellos jardines es un lugar muy lindo para tomar unas buenas fotografías mientras se pasea admirando su hermosa fachada arquitectónica.

Translate »